Conocer cuando prescribe una deuda y cuanto tiempo debe transcurrir para que esto ocurra son interrogantes que muchas veces nos hacemos muchos de nosotros, para ello se deben cumplir una serie de parámetros y condiciones que se deben cumplir.

En lo sucesivo describiremos la prescripción de una acción jurídica y ordinaria, destacando cuales son los condicionamientos que se deben cumplir para las mismas.

Como se rige la reglamentación de la prescripción de una deuda.

Según lo que está establecido en el código civil, las deudas que son de carácter formal, pueden extinguirse, y la forma para que este evento se de es mediante la figura de la prescipcion de la deuda.

Esto quiere decir según el código de comercio vigente que, que establece que una vez se supere el tiempo en el cual una deuda pueda ser cobrada la misma se extingue, pero esto va a depender de cómo este instrumentada la obligación contraída, para que luego de transcurridos cinco o diez años, la obligación efectivamente prescriba

En este apartado es necesario mencionar el artículo 2536 del Código Civil:

Artículo 2536. Prescripción de la acción ejecutiva y ordinaria.
La acción ejecutiva se prescribe por cinco (5) años. Y la ordinaria por diez (10).
La acción ejecutiva se convierte en ordinaria por el lapso de cinco (5) años, y convertida en ordinaria durará solamente otros cinco (5).
Una vez interrumpida o renunciada una prescripción, comenzará a contarse nuevamente el respectivo término.

Por lo tanto saber que la prescripción de una deuda contraída con una entidad financiera, por lo general la extinción de una acción ejecutiva es de 5 años, y entra en vigencia a partir desde el momento que se hizo exigible la obligación, es decir desde que se entro en mora.

Cuáles son las condiciones para que prescriba una deuda.

Para que una deuda prescriba existen una serie de condiciones, entre los cuales están los plazos de las mismas, los cuales varían entre 3 y 15 años dependiendo del tipo de obligación contraída, por otro lado existen otras condiciones las cuales las describimos a continuación.

  • Cuando el acreedor no haya impuesto ninguna acción extrajudicial ni judicial, como por ejemplo, el envío de un oficio o requerimiento ante la notaria exigiendo el pago.
  • Cuando el deudor no hubiera reconocido ni aceptado de forma tácita la obligación pendiente de pago.

En resumen, si el acreedor acciona con una demanda el lapso de prescripción de la deuda se interrumpe y por lo tanto deja de correr el tiempo. Si las condiciones arriba mencionadas se cumplen es solo cuestión de tiempo para que las deudas se vean extinguidas.

¿Dejar que una deuda prescriba para no pagarla? Grave error.

Esta idea nos podría tentar a no querer para una deuda contraída, ya que al cabo de cierto tiempo se pudiera extinguir, pues como se explico más arriba las obligaciones prescriben pero tienen una serie de requisitos que deben darse en principio.

Por otro lado, si se decide no pagar una deuda esperando que esta prescriba, lo que estaremos dañando seria nuestro historial crediticio exponiendo nuestra reputación en todos los sentidos, lo que se traduce en una persona de poco fiar.

A su vez, debemos aclarar también que si una persona contrajo un adeuda y esta persona llega a fallecer del mismo modo en que se heredan los patrimonios de esa misma manera se heredan las obligaciones.

¿Cómo podemos evitar pagar deudas que ya han prescritos?

Últimamente se observa que el cobro de obligaciones contraídas en periodos ya dados por nosotros extinguidos, se trata de compañías que se especializan en cobro de carteras de morosos y que bajo ningún concepto debemos asumir en las primeras de cambio por ser ilegal.

El trabajo de estas empresas consiste en comprar las listas de personas que en un momento dado pudieron haber tenido algún tipo de obligación presuntamente, dentro de este ramo se encuentran los bancos, compañías dedicadas al ahorro en cuanto vivienda entre otras.

El argumento que utilizan es un supuesto cobro jurídico, y en algunos casos por desconocimiento de sus derechos y de la norma, por lo que muchas personas terminan pagándolos.

Por lo tanto cuando por algún motivo se nos conmine a pagar una deuda que se haya obtenido hace más de tres (03) años, lo que debes hacer es pedir asesoría profesional para poder dar una respuesta razonable y saber si debes realmente de acuerdo al contrato tener que pagar.

Cuándo prescribe una deuda hipotecaria.

Este es quizás uno de los clásicos mas conocidos y en este aspecto la ley es taxativa y clara, todas las deudas de origen hipotecario, vencen al cabo de 20 años desde la fecha de vencimiento que se fije inicialmente en el préstamo.

Para este caso, resulta muy complicado por lo menos pensar que uno pueda incumplir el primer precepto de las condiciones de prescripción de deuda mencionado ya, ya que si no paga el banco accionaras legalmente contra la persona que contrajo la obligación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *